#Sir Stanley Matthews. La historia de un hombre, atleta y campeón increíble. De esos dignos de ser contados. ❤️

Fue uno de los pocos futbolistas que jugó profesionalmente hasta los cincuenta años y probablemente uno de los pocos anglosajones que se mantuvo abstemio. Única adicción: el jugo de zanahoria.

A lo largo de su dilatada carrera, nunca ha recibido ninguna sanción disciplinaria dentro del terreno de juego. Ninguna expulsión, ninguna descalificación, ningún gesto histérico o violento: siempre ejemplar. Un verdadero caballero.

Muchos excompañeros, entrenadores y oponentes también lo confirmaron con el tiempo: su inmenso talento deportivo estaba a la altura de su estatura moral.

Cada verano, durante el receso del campeonato, volaba a África para entrenar a pequeños equipos locales, ofreciendo a los niños de las zonas más desfavorecidas de Ghana, Mozambique, Nigeria, Uganda y Tanzania momentos de luz y diversión. “El hombre negro de cara blanca”, lo llamaban los africanos, considerándolo ahora uno de ellos.

En 1975, mientras el apartheid gobernaba Sudáfrica, financió y dirigió un club formado únicamente por futbolistas negros. Incluso lo llevó de gira a Sudamérica, contra los más prestigiosos equipos brasileños, desafiando el crudo racismo generalizado en aquellos años y enviando una señal que iba mucho más allá del campo de juego.

Sin embargo, si hoy se pregunta por Sir Stanley Matthews, pocos, incluso entre los expertos, lo conocen o saben lo importante que fue para el fútbol, ​​a pesar de que la suya es la historia del primer Balón de Oro. La historia de un hombre, atleta y campeón increíble.

De esos dignos de ser contados. ❤️

#StanleyMatthews

Contado en “El Séptimo Cielo - La Novela del Número 7”

image

1 me gusta

Lucia como mucha gente de diferentes nacionalidades…

1 me gusta